Devocional 27-11-2021

Jesús ofrece esperanza en las malas decisiones

 “Si clamas por inteligencia y discernimiento… entonces comprenderás lo que es honrar al SEÑOR y encontrarás el conocimiento de Dios… Entonces comprenderás lo que es recto y justo, y sabrás tomar la decisión correcta cada vez que lo necesites”. Proverbios 2:3-5, 9 (NBV)

Por los últimos días has visto seis diferentes exámenes que puedes usar cuando estés tomando decisiones. Hoy los tengo aquí todos juntos en una lista. Mientras lees los exámenes de nuevo, reflexiona en tus propios hábitos para tomar decisiones. Y luego lee lo que Jesús quizás quiere decirte sobre las decisiones que has tomado en el pasado.

Examen de lo Ideal: ¿Está esto en armonía con la Palabra de Dios?

Para muchas decisiones, la Biblia ofrece instrucciones o un principio claro a seguir. Cuando tú estás tomando decisiones, considera si la Palabra de Dios habla directamente sobre lo que debes hacer.

Examen de la Integridad: ¿Me gustaría que todos sepan sobre esta decisión que estoy tomando?

Cuando eres una persona de integridad, quién eres en el interior coincide con quién eres en el exterior. Quién eres en privado es igual a quién eres cuando estás en público.

Examen de la Optimización: ¿Esto me hará una mejor persona?

En tu vida, a menudo no estarás escogiendo entre el bien y el mal, pero si entre lo bueno y lo mejor. Mantén un estándar alto y llena tu vida con lo mejor.

Examen de la Independencia: ¿Esto puede comenzar a controlar y dominar mi vida?

Aun cuando algo no es malo a primera vista, es malo para ti, si se convierte en una adicción. Cristo es el único que merece el control de tu vida.

Examen de la Influencia: ¿Esto dañará a otras personas?

Nuestra cultura pregunta: ¿Qué  necesitas? Pero Dios demanda que pienses en otras personas también. Si una decisión que tomas dañará a otras personas, es la decisión incorrecta.

Examen de la Inversión: ¿Es esta la mejor forma de usar mi tiempo?

Tú no tienes tiempo para todo, y Dios no espera que hagas todo. Descifra la misión que Dios tiene para ti. Invierte tu tiempo en eso.

Mientras lees a través de esta lista, quizás estés atormentado por las malas decisiones que has tomado. Quizás estés sintiendo vergüenza, culpa, arrepentimiento, o remordimiento. Quizás le fuiste infiel a tu esposo o esposa. Tal vez mentiste para protegerte a ti mismo. Tú quizás has hecho algo tan malo que nunca le has dicho a nadie lo que has hecho.

Esto es lo que yo pienso que Jesús quisiera decirte hoy:

“No me importa cuales decisiones equivocadas has tomado. Tú me importas. Tú eres valioso y valiosa para mí. Yo te amo. Yo te perdonaré. Yo puedo restaurarte. Yo incluso puedo revertir algunos daños que has traído a tu vida y la vida de otras personas. Yo te daré la bienvenida de regreso con brazos abiertos. Yo morí por esas malas decisiones que has tomado. Ya fueron pagadas en la cruz. Ven a mí y entrégame todas las piezas de tu vida: las partes buenas, las partes feas, las partes que te avergüenzan. Yo tomaré tus pedazos y te daré de mi paz. Algunas de tus decisiones pasadas han causado cicatrices y vergüenza. Yo te daré el poder y sabiduría para comenzar a tomar decisiones inteligentes que te guiarán al gozo y hacia una vida significativa”.

¡Tremendo trato! ¿Cómo puedes rechazar eso? Si te has dado cuenta hoy que has estado tomando tus propias decisiones, entrégale ese control a Dios. Y disfruta de la paz que vendrá.

HAZ CLIC EN LA IMAGEN PARA DESCARGAR EL DEVOCIONAL

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Completa la operación para verificar que no eres un robot. *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

× Hablemos por Whatsapp