Devocional 18-12-2021

Sólo puedes Dirigir lo que puedes Medir

“Ninguno se crea mejor de lo que realmente es. Sean realistas al evaluarse a ustedes mismos, háganlo según la medida de fe que Dios les haya dado”. Romanos 12:3b (NTV)

El primero y más grande obstáculo para el cambio en cualquier área de tu vida es el orgullo.

El hecho es que nadie ha logrado la perfección. Yo no la he logrado. Tú no la has logrado. El Papa no ha logrado ser perfecto. La Biblia dice que no hay nada perfecto en la Tierra, excepto la Palabra de Dios. Todo en este planeta se corrompe a causa del pecado.

Pero caminamos por ahí tratando de impresionar a la gente y pretendemos que lo hemos logrado todo. El problema es que, si tú quieres tener un cambio duradero en tu vida, primero hay que evaluar humildemente tu estado actual y admitir que tú no lo has logrado todo. Tienes que admitir que tienes un problema con tus finanzas, con tu salud, o cualquier área con la que luches en tu vida.

Romanos 12:3 dice: “Ninguno se crea mejor de lo que realmente es. Sean realistas al evaluarse a ustedes mismos, háganlo según la medida de fe que Dios les haya dado” (NTV).

Estás dispuesto a preguntarle a la gente más cercana a ti, “¿dónde tengo que cambiar?” ¿Tienes el valor de pedirle a otras personas que sean honestos acerca de ti y contigo?

¿Por qué esto es tan importante? Debido a que sólo puedes dirigir lo que puedes medir. Si tú no sabes la medida de tu fe, no puedes crecer en tu fe. Si no conoces la medida de tu salud, no puedes desarrollarte y crecer en tu salud. Si no conoces la medida de tu situación financiera, no puedes establecer metas financieras. Si tú no sabes la medida dónde te encuentras espiritualmente, vocacional o en tus relaciones, entonces no puedes crecer en esas áreas. Sólo se puede dirigir lo que se mide.

También es importante registrar tu progreso de cualquier meta en un diario, un cuaderno de notas o como tú lo quieras hacer. Si vas a establecer algunas metas de salud, metas financieras, o cualquier otro tipo de metas, registra tu progreso a lo largo del año para que puedas medir tu crecimiento y tu progreso.

Evalúa dónde te encuentras para que puedas saber a dónde debes ir.

Reflexiona sobre esto:

  • ¿Quiénes son las personas en tu vida con las que puedes compartir abierta y honestamente?
  • ¿Qué áreas de tu vida necesitas evaluar de modo que puedas fijar metas realistas para cambiarlas?
  • ¿Cuáles son algunas maneras en que puedes realizar un seguimiento de tu crecimiento y progreso?

HAZ CLIC EN LA IMAGEN PARA DESCARGAR EL DEVOCIONAL

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Completa la operación para verificar que no eres un robot. *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

× Hablemos por Whatsapp