Devocional 06-02-2022

Dile a tu Dinero a Dónde Quiere que Vaya

“Los planes bien pensados y el arduo trabajo llevan a la prosperidad, pero los atajos tomados a la carrera conducen a la pobreza”.  Proverbios 21:5 (NTV)

Para llegar a ser financieramente responsable y experimentar con Dios en esta área, debes reconocer a Dios como tu proveedor, darle el primer 10 por ciento de tu ingreso, mantener un buen registro, ahorrar para el futuro, y pagar lo que debes. Luego, debes planificar tus gastos. Este es el hábito espiritual de presupuestar.

Un presupuesto es simplemente un gasto planeado. Le dices a tu dinero a dónde quiere que vaya, en lugar de preguntarte a dónde se fue. La única forma de cumplir con tus objetivos financieros, es determinar cómo deseas usar tu dinero y luego hacer un plan para que suceda de esa manera.

La libertad financiera no viene de hacer más. Viene de gastar menos. La libertad financiera no se basa en cuánto ganas. Se basa en cómo gastas lo que ganas. Puedes ser financieramente libre con cualquier nivel de ingresos.

Si no sabes cómo manejar el dinero en tu nivel actual, no vas a saber cómo manejar más. Tienes que aprender a planificar tus gastos.

Proverbios 21:5 dice: “Los planes bien pensados y el arduo trabajo llevan a la prosperidad, pero los atajos tomados a la carrera conducen a la pobreza”. Actuar demasiado rápido hoy, equivale a comprar por impulso. Es un gasto espontáneo y no planificado —lo ves y lo quieres, así que lo adquieres.

¿Cómo se rompe el hábito de la compra por impulso? ¡Lo cortas del presupuesto! Le dices a tu dinero a dónde quiere que vaya. Estableces un plan.

Entonces, compras menos. Si tienes deudas, el último lugar al que debes ir para relajarte, es al centro comercial. Si no quieres ser picado, ¡aléjate de las abejas! Estudio tras estudio han mostrado que si compras menos, gastas menos.

Cuando sea difícil cambiar tus hábitos de gasto, sentarte y escribir tu presupuesto y apegarte a él, recuerda que Dios te está observando. Él quiere ver nuestra fidelidad en la administración del dinero, y Él te ayudará a tomar todos los pasos necesarios para que te conviertas en un administrador responsable de lo que Él te ha dado.

Reflexiona sobre esto

  • Si no puedes encontrar un estilo de presupuesto que funcione para ti, pregunta a tus amigos cómo hacen un seguimiento de sus gastos. ¿Por qué es importante encontrar una forma de presupuesto que funcione para ti?
  • ¿Qué cosa puedes dejar de hacer para gastar menos?
  • ¿Crees que no tienes que ganar más dinero para ser financieramente libre? ¿Por qué, o por qué no?

HAZ CLIC EN LA IMAGEN PARA DESCARGAR EL DEVOCIONAL

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Completa la operación para verificar que no eres un robot. *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

× Hablemos por Whatsapp